La Radio Del Club Delle Galline

La Radio Del Club Delle Galline
Di Gallo Cedrone Music & Video

domenica 29 dicembre 2013

El Arbol De La Amistad


Existen personas en nuestras vidas que nos hacen felices
por la simple casualidad de haberse cruzado en nuestro camino.
Algunas recorren el camino a nuestro lado, viendo muchas lunas pasar,
mas otras apenas vemos entre un paso y otro.
A todas las llamamos amigos y hay muchas clases de ellos.

Tal vez cada hoja de un árbol caracteriza uno de nuestros amigos.
El primero que nace del brote es n...uestro amigo papá y nuestra amiga mamá,
que nos muestra lo que es la vida.
Después vienen los amigos hermanos,
con quienes dividimos nuestro espacio para que puedan florecer como nosotros.
Pasamos a conocer a toda la familia de hojas a quienes respetamos y deseamos el bien.

Mas el destino nos presenta a otros amigos,
los cuales no sabíamos que irían a cruzarse en nuestro camino.
A muchos de ellos los denominamos amigos del alma, de corazón.
Son sinceros, son verdaderos.
Saben cuando no estamos bien, saben lo que nos hace feliz.

Y a veces uno de esos amigos del alma estalla en nuestro corazón
y entonces es llamado un amigo enamorado.
Ese da brillo a nuestros ojos, música a nuestros labios, saltos a nuestros pies.
Mas también hay de aquellos amigos por un tiempo,
tal vez unas vacaciones o unos días o unas horas.
Ellos acostumbran a colocar muchas sonrisas en nuestro rostro,
durante el tiempo que estamos cerca.

Hablando de cerca, no podemos olvidar a amigos distantes,
aquellos que están en la punta de las ramas
y que cuando el viento sopla siempre aparecen entre una hoja y otra.
El tiempo pasa, el verano se va, el otoño se aproxima y perdemos algunas de nuestras hojas,
algunas nacen en otro verano y otras permanecen por muchas estaciones.
Pero lo que nos deja más felices es que las que cayeron continúan cerca,
alimentando nuestra raíz con alegría.
Son recuerdos de momentos maravillosos de cuando se cruzaron en nuestro camino.

Te deseo, hoja de mi árbol, paz, amor, salud, suerte y prosperidad.
Simplemente porque cada persona que pasa en nuestra vida es única.
Siempre deja un poco de sí y se lleva un poco de nosotros.

Habrá los que se llevarán mucho,
pero no habrán de los que no nos dejarán nada.
Esta es la mayor responsabilidad de nuestra vida
y la prueba evidente de que dos almas no se encuentran por casualidad

Bienvenido Año Nuevo

Wowww!!! ¡ ¡Qué rápido se nos va un año! El tiempo pasa volando y no nos damos cuenta. Ayer era otro año pero hoy es otro, aunque no parece haber ninguna diferencia, pero hoy es Año Nuevo. ¿Y qué tiene hoy de diferente? Nada, todo sigue igual, el mismo sol, los días iguales, el mismo aire, el mismo ambiente, la misma semana, solo el número del año es diferente. Pero... tú puedes hacerlo diferente, no solamente tu vida, sino la de tu familia, la de tu comunidad, tu pueblo, tu país, el mundo... Poniendo un granito de arena, cada cual podemos hacerlo. Lo importante no es si ayer era otro año y hoy ya es otro. Lo que verdaderamente importa es que lleguemos al nuevo día haciendo una diferencia. ¿Cómo? Buscando la paz, amor, teniendo fe, esperanzas, modificando actitudes, ayudando y sirviendo a los demás, acercándote a Dios para caminar de su mano...


Soy el Año Nuevo, vengo a ti puro e inmaculado; acabo de salir de las manos de Dios. Cada día es una perla de gran precio que te es concedida para que la ensartes en el hilo de plata de la vida. Una vez ensartada, ya no puede desenhebrarse jamás; queda allí como un testimonio inmortal de tu fe y de tu destreza. Debes fundir entonces, cada minuto, como eslabón dorado a la cadena eterna de las horas. En tus manos te han sido entregados riqueza y poder para hacer de tu vida lo que quieras. Te doy, libremente y sin reservas, doce meses gloriosos de lluvia refrescante como una caricia y de luz de sol con fulgores de oro. Los días, para trabajar y recrearte en la belleza de las cosas; las noches, para que duermas con un sueño tranquilo. Todo lo que tengo te lo doy con amor que no puede definirse. Todo lo que te pido es que no permitas que nadie profane tu fe ni oscurezca tu visión.

domenica 22 dicembre 2013

Feliz Año Nuevo Desde Mi Casa


Feliz Navidad

Aunque no se tiene certeza de la fecha exacta del acontecimiento, una gran parte de la humanidad celebra en estas fechas el nacimiento del Hijo de Dios, aunado al inicio de un nuevo año, con las características propias de cada país. Sin embargo, es indudable que independientemente de la religión que se profese, los buenos sentimientos que inspiran y rodean estas celebraciones propician la unión, la paz y la meditación. Por ello, les invito a hacer un recuento de lo recibido y atesorar el recuerdo de aquello que perdimos pero que mientras lo tuvimos dejó hermosas huellas en nuestros corazones. Abracemos a nuestros seres queridos ahora que aún están con nosotros y démonos tiempo de compartir y disfrutar con ellos los momentos que llegarán a ser un consuelo en momentos de adversidad. Desprendámonos de todo aquello que nos es dañino y preservemos solo lo que nos hace ser mejores cada día. Esforcémonos en aprender algo cada día y fijémonos nuevas metas luchando sin temer al fracaso pues no solo el éxito nos deja grandes enseñanzas. Perseveremos sin desfallecer en las decisiones que poco a poco nos hacen superarnos y mejorar nuestra calidad de vida. Por mi parte, les deseo éxito en todo lo que se propongan, y disfruten de lo mejor con sus familias y amigos.

Con Simpatia Y Cariño
"Amapola Irene Calderon Negrete!

giovedì 19 dicembre 2013

Felices Fiestas En Musica

Feliz Navidad Y Prospero Año Nuevo


Feliz Ano Novo


Amistad En Esta Navidad


QUE RENAZCA ESE NIÑO EN CADA UNO DE NOSOTROS!!!


EL REGALO DE LOS REYES MAGOS

 

Apenas su padre se había sentado al llegar a casa, dispuesto a escucharle como todos los días lo que su hija le contaba de sus actividades en el colegio, cuando ésta en voz algo baja, como con miedo, le dijo:

 

- ¿papá?

- Sí hija, cuéntame

- Oye quiero.. .que me digas la verdad

- Claro hija. Siempre te la digo.- Respondió el padre un poco sorprendido

- Es que..- titubeó Cristina

- Dime hija, dime.-

- Papá ¿existen los Reyes Magos?.

 

- El padre de Cristina se quedó mudo, miró a su mujer, intentando descubrir el origen de aquella pregunta, pero sólo pudo ver un rostro tan sorprendido como el suyo que le miraba igualmente.

 

- Las niñas dicen que son los padres. ¿Es verdad?.

 

- La nueva pregunta de Cristina le obligó a volver la mirada hacia la niña y tragando saliva le dijo:

 

- ¿Y tú qué crees, hija?

 

- Yo no sé, papá, que sí y que no. Por un lado me parece que sí que existen porque tu no me engañas, pero como las niñas dicen eso.

 

- Mira hija efectivamente son los padres los que ponen los regalos pero...

 

- ¿Entonces es verdad?- , cortó la niña con los ojos humedecidos.- ¡Me engañaron!

 

- No, mira, nunca te hemos engañado porque los Reyes Magos sí que existen, - respondió el padre cogiendo con sus dos manos la cara de Cristina

 

- Entonces no lo entiendo papá.-

 

- Siéntate, cariño, y escucha esta historia que te voy a contar porque ya ha llegado la hora de que puedas comprenderla.- dijo el padre mientras señalaba con la mano el asiento a su lado.

 

Cristina se sentó entre sus padres ansiosa de escuchar cualquier cosa que le sacase de su duda, y su padre se dispuso a narrar lo que para él debió de ser la verdadera historia de los Reyes Magos:

 

Cuando el Niño Dios nació, tres Reyes que venían de Oriente guiados por una gran estrella se acercaron al Portal para adorarle. Le llevaron regalos en prueba de amor y respeto y el Niño se puso tan contento y parecía tan feliz que el más anciano de los Reyes, Melchor, dijo:

 

- ¡Es maravilloso ver tan feliz a un niño!. Deberíamos llevar regalos a todos los niños del mundo y ver lo felices que serían.-

 

- ¡Oh, sí!.- exclamó Gaspar.- Es una buena idea, pero es muy difícil de hacer.

 

No seremos capaces de poder llevar regalos a tantos millones de niños como hay en el mundo.

 

- Baltasar, el tercero de los Reyes, que estaba escuchando a sus dos compañeros con cara de alegría comentó:

 

- Es verdad que sería fantástico, pero Gaspar tiene razón y, aunque somos magos, ya somos ancianos y nos resultaría muy difícil poder recorrer el mundo entero entregando regalos a todos los niños. Pero sería tan bonito.

 

Los tres Reyes se pusieron muy tristes al pensar que no podrían realizar su deseo.

 

El Niño Jesús que desde su pobre cunita parecía escucharles muy atento sonrió y la voz de Dios se escuchó en el Portal:

 

- Son muy buenos, queridos Reyes, y les agradezco sus regalos. Voy a ayudarlos a realizar su hermoso deseo. ¿Qué necesitan para poder llevar regalos a todos los niños?

 

- ¡Oh, Señor!- dijeron los tres Reyes postrándose de rodillas. Necesitaríamos millones y millones de pajes, casi uno para cada niño que pudieran llevar al mismo tiempo a cada casa nuestros regalos, pero... no podemos tener tantos pajes... no existen tantos.-

 

- No se preocupen por eso - dijo Dios - yo les voy a dar, no uno sino dos pajes para cada niño que hay en el mundo.-

 

- ¡Sería fantástico! ¿pero cómo es posible? - dijeron a la vez los tres Reyes con cara de sorpresa y admiración.

 

-¿No es verdad que los pajes que les gustaría tener deben de querer mucho a los niños ?- preguntó Dios.

 

- Sí claro, eso es fundamental - asintieron los tres Reyes.

 

- Y, ¿verdad que esos pajes deberían conocer muy bien los deseos de los niños?-

 

- Sí, sí. Eso es lo que exigiríamos a un paje - respondieron cada vez más entusiasmados los tres.

 

- Pues decidme, queridos Reyes, ¿hay alguien que quiera más a los niños y los conozca mejor que sus propios padres?

 

- Los tres Reyes se miraron asintiendo y empezando a comprender lo que Dios estaba planeando cuando la voz de nuevo se volvió a oír:

 

- Puesto que así lo habéis querido y para que en nombre de los Tres Reyes de Oriente todos los niños del mundo reciban algunos regalos, YO, ordeno que en esta fecha, conmemorando estos momentos, todos los padres se conviertan en sus pajes, y que en su nombre, y de su parte regalen a sus hijos los regalos que deseen.

 

También ordeno que, mientras los niños sean pequeños, la entrega de regalos se haga como si la hicieran los propios Reyes Magos. Pero cuando los niños sean suficientemente mayores para entender esto, los padres les contarán esta historia y a partir de entonces, en esta fecha, los niños harán también regalos a sus padres en prueba de cariño. Y, alrededor de Belén, recordarán que gracias a los Tres Reyes Magos todos son más felices.

 

- Cuando el padre de Cristina hubo terminado de contar esta historia, la niña se levantó y dando un beso a sus padres dijo:

 

- Ahora sí que lo entiendo todo papá. Y estoy muy contenta de saber que me quieren y que no me han engañado.

 

- Y corriendo se dirigió a su cuarto regresando con su alcancía en la mano mientras decía:

 

- No sé si tendré bastante para comprarles algún regalo, pero para el año que viene ya guardaré más dinero.

 

- Y todos se abrazaron mientras, desde el Cielo, tres Reyes Magos contemplaban la escena tremendamente satisfechos.
 
 
Con Cariño Y Simpatia
"Amapola Irene Calderon Negrete"